Robín

Escrito por Daniel de Culla el . Publicado en Elogio del Rebuzno - Por Daniel de Culla

0
0
0
s2sdefault

-Robín es el orín o herrumbre de los metales. El mismo que cubre toda instancia social, como Educación, Sanidad, Investigación, Cultura, y demás empresas que eran y fueron para servicio de la Nación, que ahora se cubren de pelusilla que se cría del polvo debajo de las camas y cofres de los depredadores y corruptos manos largas. Esto es un corruptal. Iberia corruptal. Sitio poblado de corruptos, dice Tambo, vaquero.

-Corruptos, corruptos crían, dicen los carneceros que conducen los carneros del poder, dice Tamba Chiripa.

-Qué abundancia de carne corrupta a dos patas. Caromomias, sin hueso, pues le han dejado en la entrepierna de mancebas y amas de cría, que presentan las papilas salientes y abultadas, dice don Marcos, hijo de hembra, y no de varón, tamarrizquito, muy pequeño.

-Son como tamujos, mata espinosa de cuyas ramas se hacen escobas que barren para adentro, dice un señor de siete leguas.

-Por qué roba el político? Pregunta en voz alta Can de Chacal, un tamborilero de fiestas patronales, que viene haciendo ruido dando palmadas en el culo a una señorita cuyas nalgas son como dos sendos pellejos inflados con los muslos aspillerados sobre los que descansa una cúpula o cópula.

Se responde a sí mismo, a la vista de todos, con la cabeza levantada, para que le escuchen los oyentes, cayendo en el suelo la mujer, sobre las asentaderas, y mirándole:

-El ansia de poseer y relacionarse con ladrones del Banco Bueno, el Banco Malo, les hace convertirse en azores importantes de la camándula. Robar como Joder a la Nación es, para ellos, más importante, que Follar a un enjambre de concubinas, pues ellos se sienten "Tántalos" del pillaje, condenados a una sed inextinguible de robar y a una hambre devoradora de prevaricar que no les es posible aplacar. Y que no quieren, pues saben y conocen que al pueblo borrego y creyente al cabo y al fin le importa un bledo el que roben más o roben menos, pues, como una masoca, la masa de sufridos en trabajos y amores aguantará el aporreo como dios y el rey mandan, que si no hubiera represión perdiditos andarían ellos sin remedio.

-Apúntate un tanto, Tántalo, le dijo sonriente la mujer caída en el suelo,

-Sus ansias de poder y de someter, prosiguió Can de Chacal, haciendo caso omiso de lo que dijo la mujer, es lo que anima a los políticos a gobernar. Lo mismo que a los dictadores hacer leyes a beneficio y beneplácito de sus lacayos Jumentos.

-Calla, Can, le gritó un tal Job, trabajador en Coca Cola. El político lleva el hierro o marca de "Hi de Pu" dibujada en su muslo derecho. Que la política les hace ladrones de oficio y beneficio, que si no, no entrarían en las listas ni en la labor de lo por robar y lo robado. Yo no doy una higa por el político. Un dije de coral o de azabache, de figura de puño, se puso Can de Chacal sobre la cabeza como para librarse del mal de ojo. Y dijo, preguntando:

-Quién recibe en una dictadura, en una memocracia, la palma o mejor premio? El político mojado por el rubín quien, en los combates sociales inventados por ellos mismos, se presenta gratificando al banco que le prestó el dinero de campaña, elogiando el Rebuzno de los Asnos que le siguen sus Rebuznos dignos sólo de ellos mismos.

-Qué coincidencia, qué gracioso, dijo Job el trabajador en Coca Cola. El dictador de la Pasión de cuarenta tonos no era un Asno castellano, ni andaluz, ni extremeño, era un Asno gallego en la misma escala de Rebuznos sostenidos en el cuento memocrático, que hoy nos canta otro gallego "cara candado", "caballo viejo y malo, basto y de poca alzada", entre gentes de copete, banqueros, curas, empresarios, entre beatas y beatos de los templos, quienes para ellos son criaturas de dios que no valen siquiera la mitad de un Jumento.

-Pues anda, que ellos, replico la mujer sobre el suelo. Prosiguiendo: A rocín viejo, cabezadas nuevas; pues ara el rocín, en sillemos el buey.

Todos aplaudieron a la mujer, que, levantada, empezó a pasearse por la sala por detrás y por delante, con los dolores de un parto que el vientre se le parte.

-Daniel de Cullá

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers