El exarcado del euro

Escrito por Daniel de Culla el . Publicado en Elogio del Rebuzno - Por Daniel de Culla

0
0
0
s2sdefault

Haciendo la ruta turística Madrid - Cuenca, y viceversa en un autocar de a 15 €, anunciada en papeles colocados en las paredes del centro de Madrid, haciendo paradas en Aranjuez, Ocaña, Tarancón, Huete y Cubas, a la entrada de Cuenca, para orinar o defecar, según las circunstancias, o tomar un tentempié, he escuchado hablar acerca de las elecciones generales recién habidas a uno que llevaba la voz cantante y a quien reverenciaban pues le escuchaban atentos y con ojos lacrimosos de emoción o como inundados de esperma.

Decía:

- Que ha ganado por votos la teocracia, gobierno en que el poder se ejerce en nombre de dios, el embuste y la mentira; el culto a las estampitas y las medallas a santos y vírgenes, que hacen volverse al culo del revés, como si fuera un calcetín.

- Que el Fetor, el exarcado del Euro, autoridad y dignidad de gobierno en nombre de los soberanos germanos, seguirá haciendo teatrillo de calle, día tras día, hora tras hora por años de sufrimiento, desahucios y preferentes, no dando opción de libertad a un pueblo amordazo, amierdazado por los clavos de palta, los sobres en negro, anunciando que la lengua que hable será clavada en la cruz.

- Que en el divino excremento, exsacramento, soñará un pueblo, seguirá soñando, hundir su ternura. Y que, cuando abra la mano para acariciar y proteger su hogar, sentirán la bota de charol o la porra histórica sobre la espalda.

- Que se ve que no ha llegado el momento que los montes, las cunetas y loberas se rasguen los cortinajes de la muerte fratricida y salgan los cuerpos y las calaveras enterrados con golpes de ensangrentada cruz y tiro en la nuca.

-Que no se ha podido poner el "basta" a la acémila. Que el collarejo rígido con bolitas de rosario lo llevarán los borregos y borregas alrededor del cuello como insignia del pedófilo dios del Vaticano, e instrumento de precisión recordatorio de sus pecados.

- Collera santa. Monterilla bendecida en agua de pila bautismal. Horcate o yugo en forma de herradura, que les guía. Manguitos capuchinos. Rollo o chorizo que anima el espíritu depredador y lujurioso. Faldilla y rozaderas para un volquete de putas, que ofrecen a bobos de baba o tontos del culo, como los yijadistas el explotado paraíso.

- Ya hemos llegado, exclamó el conductor.

Aquí está Cuenca, a los ojos de su tarde. Todos hemos salido como embobados de esta charla. El charlatán está sereno, imperturbable.

Cuenca, para mí, es como un triforio natural esculpido sobre el ara del dios Airón. Me dicen que Cuenca cree en dios pero ella no lo sabe.

-Daniel de Cullá

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers